jueves, 28 de febrero de 2013

Camarones a la mexicana

Va la primera para hacerle justicia al camarón. Animalito marino que nos brinda tanta felicidad, pero que no es tanta cuando los pedimos en restaurantes o puestos de calle porque resulta tan caro y tan poco. Por eso estoy a favor de ir por ellos al mercado del mar y también buscarle para conocer tantas formas de cocinarlos. Resulta muy noble para diversificar.

Los camarones a la mexicana: que sea platillo central junto a muchas hojas de lechuga, aguacate y arroz blanco. O que sea en tacos con tortilla de harina a manera de burritos: un poquito de mayonesa, aguacate y lechuga; y en su versión tortilla de maíz a su ¡gusto¡


Los ingredientes:

  • 250 gramos de camarones sin cabeza
  • 2 jitomates
  • 1/4 de una cebolla mediana
  • 1 chile serrano
  • Mantequilla
  • Sal y pimienta negra

Los utensilios:

  • Sartén u olla con tapa
  • Tabla para picar 
  • Cuchillo
  • Estufa


Manos a la obra

 





 1. Lavamos con agua y jabón el jitomate, cebolla y el chile y lo picamos en cuadritos.


2.  En la olla caliente ponemos un poco de mantequilla. Se calienta a fuego medio para no quemar la mantequilla y también cuando tengamos lista la verdura picada.



3. Agregamos la verdura picada y revolvemos. La cebolla comenzará a cambiar a un color acaramelado y el jitomate soltará su jugo.





4.  Los camarones los lavamos con agua y los pelamos. Los partimos en dos o tres piezas según su tamaño.












Existe una gran oferta de camarones en el mercado. Los hay de estero, de mar, de río; o también los dividen por su tamaño y por ende su precio. No importa cuál puedan conseguir, lo importante es que estén completos y firmes. La mayoría están congelados o casi congelados. El olor a marisco es característico pero si están pasados seguro van a gritarlo.




5. Los camarones picados van al guiso y revolvemos. La transparencia del camarón comenzará a ser carnosa y de un color naranja.

6. Agregamos un poquito de sal y pimienta negra molida.











7.  Comenzará a hervir y tapamos no más de 4 minutos. Será momento de apagar el fuego.











El guiso está listo....